Publicado: 14 de Marzo de 2016

El Ayuntamiento de Ondarroa (Bizkaia) ha ordenado esta tarde el desalojo de otras 97 viviendas de la calle San Ignacio, al agravarse el desprendimiento de tierras de la semana pasada y que ya obligó el pasado martes a 84 familias residentes en nueve portales de la citada calle a abandonar sus casas por el peligro de daños personales.

Esta tarde se ha producido un nuevo desprendimiento en la ladera Kamiñalde que ha causado daños materiales en la fachada de uno de los edificios de viviendas que permanece desalojado desde el martes.

El suceso, según fuentes municipales, se ha producido sobre las 15:00 y ha ocasionado la caída de piedras de tamaño grande y pequeño sobre una zona que ya permanecía acordonada, por lo que no ha habido que lamentar daños personales.

En vista de la situación ocasionada por el desprendimiento de tierra en Kamiñalde, se ha decidido desalojar las viviendas y locales desde el número 45 al 61 y del 48 hasta el 52 de la calle San Ignacio.

Para los vecinos que no tengan donde alojarse, el Ayuntamiento ha dispuesto el polideportivo municipal, donde personal de Cruz Roja les dotará de mantas y les prestará ayuda psicológica.

Los técnicos municipales están investigando cómo se va a comportar la ladera y se sigue sin sabe cuándo podrán volver los vecinos a sus casas.

Fuente: EITB - Foto: Deia